Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2016

Yoga y Teatro, de instantes está hecha la vida.

El yoga es una filosofía de transformación, un camino de ida que sitúa al sujeto en una plataforma de observación sobre sí mismo, su entorno y realidad, cambiando su perspectiva del hacer diario. La persona progresivamente comienza a escindirse de su ego percibiendo el alrededor como una danza en la que asume personajes redundantemente encarnizados en la personalidad. El teatro es transformador y en él, las limitaciones se separan del sujeto y las barreras caen paulatinamente como un velo que se corta. El actor se enfrenta a si mismo y resurge en una idiosincrasia inundada por el juego y el sentimiento de que la vida es un escenario en el que florece la capacidad de crear. En este plano relativo, ¿quién sos, quién soy? Actores observadores, egos personajes, eternos creídos de finitud por el olvido. Todo sucede en este aquí, en este ahora. ¿Hasta dónde llega el juego? ¿Y dónde empieza? En los ritos ancestrales nace el teatro y en esos mismos ritos se exterioriza la búsqueda interna de co…